viernes, 30 de enero de 2009

Monumento en Irak en honor al periodista del zapatazo


TIKRIT (Reuters) - Una ciudad iraquí descubrió un monumento gigantesco de un zapato, en honor al periodista que lanzó su calzado al ex presidente de Estados Unidos George W. Bush.
La estatua de dos metros de alto, que fue descubierta en Tikrit, ciudad natal del ex dictador Saddam Hussein, representa a un zapato de color bronce, relleno con un arbusto plástico.
"Muntazer: (...) mudo hasta que nuestras bocas dicen la verdad", reza la inscripción en honor al periodista Muntazer al-Zaidi, quien lanzó sus zapatos a Bush durante una conferencia de prensa.
La agresión ocurrió en la última visita del ex mandatario a Irak.
Zaidi permanece en una cárcel de Bagdad desde el incidente y enfrenta cargos por agredir a un líder de Estado.
Fatin Abdul Qader, jefa de una organización de niños y huérfanos en la ciudad, dijo que el monumento de una tonelada y media del artista Laith al-Amiri fue titulado "estatua de la gloria y la generosidad".