sábado, 13 de febrero de 2010

Los anti San Valentín: el boicot al día de los enamorados

Por Luis Ini
Especial para lanacion.com
Toneladas de caramelo. Todo muy dulce. Demasiado. Eso es lo que promete cada 14 de febrero, una fecha que entre nosotros se ha vuelto edulcorada en los últimos tiempos gracias a la celebración del Día de San Valentín, el día de los enamorados.
Vale aclarar que esta celebración de antigua raíz histórica, es muy popular en el mundo anglosajón desde hace tiempo, especialmente en Inglaterra y Estados Unidos. Por esas cosas de la globalización, y de buscar ganchos para que el comercio pueda tirar sus anzuelos más allá de las fechas convencionales, poco a poco ha ido ganando presencia entre nosotros.
Sin embargo, no todo es miel y rosas. Están los defensores del amor como fin último de la existencia humana, pero también quienes critican esta celebración, especialmente sus visos comerciales, plenos de lugares comunes, que más bien tiran para atrás una sentimiento tan puro como el que debería tener el afecto.
Esa nueva plaza pública tamaño bestia en la que se han ido convirtiendo las redes sociales de Internet, es un buen lugar para tomarle el peso al asunto.
Hay opciones en
Facebook para todos los gustos, desde los convencionales partidarios del 14-F -una mayoría relativa-, a emprendimientos comerciales varios, y hasta las que marcan su postura ya desde el título, con palabras tan elocuentes como pueden ser "anti", "odio" o "maldito", y otras con declaraciones de principios tipo "Paso San Valentín solo, ¿y qué?". Tampoco falta tema en Twitter , por supuesto.
Lo curioso es que las posturas contra lo que San Valentín representa está creando a su vez una ola comercial, o al menos eso puede deducirse si es verdad que todo producto responde a una demanda previa.
Por ejemplo, los que ofrecen remeras que invitan a contener la respiración, más bien a usar máscara si
"el amor está en el aire" .
Incluso, y paradójicamente, alguien creyó que un buen modo de mostrarle la cara fea a San Valentín es con
primorosos peluches .
Pero es injusto decir que no es original lo del sitio, poéticamente en inglés
"flores muertas" . Eso, envíe rosas negras, o rojas secas a quien usted alguna vez quiso pero al que ahora quiere hacer conocer un sentimiento absolutamente contrario. Más directo parecen ser los kits titulados Mal Aliento (dentífrico, enjuague bucal y cepillo dental) u Olor corporal (desodorante y jabón de baño). Todo, por supuesto, acompañado de su correspondiente tarjeta de salutación.
Y si de tarjetas hablamos, su diseño para toda ocasión tal vez es uno de los rubros que más ha hecho estallar Internet. Además de los consabidos corazones, Cupidos y demás símbolos que algunos juzgan cursis, está el camino oscuro. Como el que proponen desde la web
La Fiesta de los Corazones Negros , con una tarjeta-formulario para anunciar rupturas de noviazgo, con casi 40 opciones a marcar ; u otra, llamada "Perdón, pero esto no va más" , cuya imagen principal es un osito de peluche con un hacha clavada en la cabeza .
Por su lado, mitad tarjeta mitad juego está
Devolvele el golpe a Cupido , cuyo desafío es apuntar y darle un flechazo a un rollizo dios del amor en ese lugar donde la espalda pierde su nombre.
Este movimiento de contestación contra el amor visto como algo empalagoso ha sido también capturado por la publicidad. De eso se encargó una conocida bebida tónica en su versión apomelada.
Nada por casualidad, Hollywood lanza por estos días una cinta titulada
Día de los Enamorados
Precisamente, una buena definición sobre esta mirada anti celebración del 14-F pueda darla Ashton Kutcher, uno de los integrantes del elenco coral de esa película, quien días atrás declaró "odio San Valentín"", a la revista
Parade . El mediático novio de Demi Moore aseguró: "Creo que todos los días tienen que ser especiales. El día de San Valentín debería servir para decir a las personas que odias que no podés aguantarlas. Así, habría un día de odio y 364 de amor".
lanacion.com