miércoles, 18 de junio de 2008

Los jóvenes adultos son el motor del consumo



Tienen entre 30 y 40 años y buen pasar
Transitan la etapa de mayor consumismo y, a la vez, de productividad de sus vidas. Son básicamente hedonistas. Valoran la comodidad, la velocidad y la tecnología. Suelen tener mucho trabajo y dedicarle muchas horas, por lo tanto, tienen mayor propensión a estresarse y entonces gastan como modo de recompensarse. Salir a comer y comprar ropa son las dos actividades que les proporcionan mayor placer. Lo hacen con frecuencia: en promedio, dos veces por semana cenan afuera y gastan unos 70 pesos por comensal. Siete de cada diez compran en cuotas.
De acuerdo con un estudio realizado por American Express, ellos son el principal motor de la suba del consumo en la Argentina. Son jóvenes que tienen entre 30 y 40 años y pertenecen a estratos socioeconómicos medios y altos. Tienen ingresos altos y, en general, menos gastos fijos que los hogares de familias tradicionales, ya que la mayoría no tiene hijos. Sólo el 43,3% de ellos ahorra y quienes lo hacen, guardan entre el 20 y el 40% de lo que ganan. Son los destinatarios del 77% de las publicidades, por esa razón, American Express realizó un estudio de mercado que permitió tomar "una radiografía de uno de los sectores que más influye en la economía y que resulta clave a las hora de definir tendencias".
Según el relevamiento, en el que se consultó a unos 200 jóvenes usuarios de tarjetas de crédito, este segmento es el referente aspiracional ineludible de las marcas en la Argentina. El 71,1% de ellos se sienten "racionales" en cuanto a los hábitos de consumo personal. Entre los jóvenes que ahorran, la mayoría dijo que separa para ese fin entre el 20 y el 40% de sus ingresos. Mientras que el 26,5% de los que no ahorran dicen que prefieren darse gustos y disfrutar la vida. Comprar una casa no figura entre las prioridades presupuestarias de los jóvenes.
Aunque el estudio no indica cuántos de ellos poseen su propio techo, señala que sólo el 7,8% de los consultados está pagando su casa a través de un crédito. La mayoría de ellos consideró que ésa es su forma de ahorro. Se trata de una generación de bon vivants. Para el 42% "vivir bien" significa tener tiempo libre y saber aprovecharlo para disfrutarlo con la familia y los amigos.
Los gustos
Comer afuera: sentarse en un restaurante, ser bien atendido y estar en buena compañía es una de las gratificaciones más importantes para el 62% de los jóvenes consultados.

Pizza en decadencia: a la hora de definir el menú, el 58% de ellos prefiere la carne y la parrilla. Las pastas fueron elegidas por el 10,7% de los comensales, mientras que el 11,1% eligió cocinar en casa para sus amigos. La pizza con amigos es cada vez más olvidada. Sólo el 5,4% de los consultados la eligió, mientras que el 2,6% optó por los fastfood , entre otras opciones.

Comprar por Internet: el 22% de los encuestados hace compras online , aunque las mujeres llevan la delantera: el 23,5% de ellas hace compras y el 29% realiza operaciones bancarias virtuales, el doble que los hombres.