martes, 16 de agosto de 2011

El cepillo de dientes definitivo


Para llamar nuestra atención en Gizmodo no necesariamente necesitamos que algo incorpore conexión 3G, pantalla táctil o muchos megas.
De hecho hay ocasiones en que ni necesitamos que haga ruido o lleve pilas. A veces un diseño tan útil como el de este cepillo de dientes se merece que le demos cancha por su contribución a nuestra vida. Nuestro protagonista de hoy resuelve dos problemas de golpe y con la misma solución: dónde dejar el cepillo y cómo aprovechar bien hasta la última partícula de pasta de dientes. Y aún hay más.
La creadora de este diseño, Catherine Werdel, ha tenido claro que con una simple ranura todo quedaba solucionado.
Una simple ranura en la que encaja el tubo de pasta de dientes. Así podemos dejar el cepillo “clavado” en el mismo y además conforme vamos agotando este podríamos ir dándole vueltas hasta extraer todo lo que quede en el interior.
Si tu cepillo de dientes es lo suficientemente grueso también puedes sacar al Kristian Pielhoff que llevas dentro, hacerle la ranura en el mango y aunar diseño, practicidad y ahorro.
gizmodo.es