martes, 27 de diciembre de 2011

Las pilas de la discordia, a Francia


Al fin hoy verán cerrado el círculo aquellos vecinos que, en 2008 y 2009, acudieron con sus pilas usadas a los ex centros de gestión y participación, en respuesta a una convocatoria de Greenpeace para no descartar residuos tóxicos mezclados con la basura común.
Esta mañana, las 10 toneladas de pilas recolectadas durante las campañas de concientización efectuadas en esos años, y desde entonces mantenidas en un depósito de Villa Soldati, serán trasladadas al puerto. Desde allí partirán luego rumbo a Francia, para ser sometidas a un tratamiento de reciclado integral por las empresas Energizer Argentina y Procter & Gamble (que comercializa la marca Duracell), fabricantes de esos insumos.
La salida al exterior fue posible gracias a un convenio firmado en 2010 entre el Ministerio de Ambiente y Espacio Público, que dirige Diego Santilli, y esas empresas, para que éstas se ocupen del destino final de las pilas.
Originalmente, las autoridades locales planeaban enviar las 10 toneladas de insumos a Córdoba, pero la alternativa fue desechada por la oposición de los habitantes de ese distrito. También la provincia de Buenos Aires se negó a recibir el material.
lanacion.com